PODRIAN SER DE NICOLAS DUARTE LUNA  

Hallazgo de restos óseos humanos en la zona del Cerro Michi

duarte

PODRIAN SER DE NICOLAS DUARTE LUNA   Hallazgo de restos óseos humanos en la zona del Cerro Michi

Restos óseos de un ser humano fueron encontrados en una zona inhóspita en cercanías a Cerro Michi, que podrían pertenecer a Carlos Nicolás Duarte Luna, el hombre desaparecido el pasado 30 de abril cuando salió a caminar por las inmediaciones de Tolhuin, sin volver a ser visto tras más de seis meses de intensa búsqueda.

Este domingo, unos motociclistas que realizaban una complicada travesía por la parte posterior del cerro se encontraron con los restos humanos, y tras varias horas de retorno anoticiaron a la comisaría de Tolhuin del hallazgo.

Ayer el vicegobernador Juan Carlos Arcando, a cargo del Poder Ejecutivo, se refirió al hallazgo del cadáver en la zona del Cerro Michi y dijo que este lunes el juez de la causa se trasladará a Ushuaia con un equipo forense, para determinar la identidad de los restos encontrados.

“La causa está en manos del Juez de Instrucción Daniel Cesari Hernández quien este lunes partirá con un equipo forense desde Río Grande hacia Ushuaia, es lo único que puedo informar. Será el Magistrado quien comunicará oficialmente sobre esta causa”, indicó Arcando.

 

La desaparición

El pasado 30 de abril fue la última vez que se lo vió a Nicolás Duarte en Tolhuin. Una fotografía tomada por una cámara de seguridad, muestra el modo en que ese día salió del lugar donde se alojaba para desaparecer luego sin dejar ningún rastro.

Desde aquél entonces la policía provincial difundió la imagen solicitando la colaboración de la población para dar con su paradero, ya que a pesar de los intensos operativos de búsqueda en los que participan varias fuerzas de seguridad, como la Comisión de Auxilio, no se ha logrado aún encontrar alguna pista.

La familia del joven desaparecido aportó como dato que estuvo internado por problemas psiquiátricos y que al momento de su desaparición pareció que no se encontraba bien.

El joven tuvo problemas con la adicción a las s drogas a los 26 años, por lo que estuvo internado en una clínica y en un hospital psiquiátrico, aunque salió de ambos con alta médica.

Duarte había conseguido empleo en un aserradero, y que luego del incendio que sufrió la cabaña que le proveía la propia empresa, quedó en situación de calle y fue acogido en su casa por una familia del lugar.

plssa_banner440x80-01